sábado, 22 de diciembre de 2012

Capítulo Tres

Eric
Nueva cantante.
No había dormido en toda la noche, había estado pensando en el porque de Roxie, no entendía porque no quería unirse al grupo, al final  no había llegado a ninguna conclusión pero conseguiría que se nos uniera,  tarde o temprano.
Me pusé el uniforme y bajé a desayunar, sabía que faltaria algunas horas a clase, ya que tenía que ir al dentista. Cuando entre en el comedor, el desayuno estaba preeparado. como había supuesto, Nina, la criada de los Johnson siempre dejaba el desayuno preparado. Me senté a desayunar, únicamente estaba yo en la casa, así que estaba acostumbrado a comer solo.
Cogí mi mochila y salí de casa, a fuera me esperaba uno de los coches de mi padre, Rafael, este me llevaria al dentista y me dejaría en el instituto.

Llegué al instituto a a la hora de geografía, entre haciendo el menor ruido posible, pero nada todos se dieron cuentra:
-Siento llegar tarde, sra. Woods. Estaba en el dentista. -la profesora me miró sin mucha convicción, hasta que le entregue el justificante.
Me senté al lado de Roxie, saqué mis cosas de la mochila y la profesora comenzó la clase.
 -¿Me dejas tu libreta? -susurré a Roxie, esta me pasó la libreta y siguió atendiendo a la clase.
Abrí la libreta por una pagína cualquiera y escribí en negro:  «Los chicos de música y yo vamos a hacer un picnic el domingo, ¿te apuntas?», Tambié pusé mi un número de teléfono al finalde la nota y un dibujo del piso de abajo, con un circulo rojo en el aula de música.
 -Pasa la libreta-susurró, al terminar de leer la nota y deslice mi libreta hasta su mesa.
Cuando me devolvió la libreta leí:  «Voy a pasarme esta tarde por el aula de música. A ver con quién voy a ir de picnic. P.D.:Creo que soy una de las pocas personas que pueden leer lo que escribes. », cuando terminé de leer cerré la libreta.


Roxie

Cuando llegué al instituto todos me miraban. Pensé que ya se habrían olvidado de mi, pero me había engañado a mi misma. Entre en la clase de la sra. Ross, busqué mi sitio y vi que Eric no había venido. Saqué mis cosas y le dediqué toda la atención que podía.
Después del recreo teníamos geografía con la sra. Woods, en esta clase también me sentaba con Eric, pero aún que estaba de lo más contenta en el fondo estaba preocupada.
Cuando la profesora iba a empezar la explicación un ruido inesperado hizo que todos miráramos hacia la puerta. Era Eric.
 -Siento llegar tarde, sra. Woods. Estaba en el dentista. -la profesora lo miro sin mucha convicción hasta que este le entrego el justificante.
Eric se sentó a mi lado, saco su cosas y la profesora comenzo la clase.
 -¿Me dejas tu libreta? -susurro Eric, se la pase, al parecer iba a tardar así que seguiste
atendiendo a las sra. Woods.
Un ruido hizo que bajara la vista, y encontrara mi libreta, ahora abierta y con cosas escritas en
negro: «Los chicos de música y yo vamos a hacer un picnic el domingo, ¿te apuntas?», me
alegraba saber que no estuviera enfadado por lo de ayer, había un número de teléfono al final de la nota y un dibujo del piso de abajo, con un circulo rojo en lo que debía ser el aula de música.
Eric tenía una letra ilegible pero dibujaba muy bien.
 -Pasa la libreta-susurre y Eric deslizo su libreta hasta mi mesa.
«Voy a pasarme esta tarde por el aula de música. A ver con quién voy a ir de picnic.
P.D.:Creo que soy una de las pocas personas que pueden leer lo que escribes. » le devolví la
libreta, Eric leyó todo, al final de la nota asintió, cerro la libreta y me miro, tenia una sonrisa de
oreja a oreja y  yo le correspondí con otra.
Después de clase Eric me acompaño hasta casa, no dijo nada en todo el camino, parecía
triste pero yo no quería decir nada que le molestase, así que deje que el silencio lo dijera todo.
Nos despedimos al llegar a mi casa. Al entrar en casa lo primero que vi fue a Espada corriendo,
mas bien huyendo de Sam, que seguramente querría ponerle algún vestidito y jugar a las
princesa. Subí a mi cuarto a dejar las cosas y a cambiarme de ropa, me había puesto unos
shorts vaqueros, una camiseta larga sin mangas de rayas rosas y grises, unas medias largas a
juegos con la camiseta, unos converses rosas y una sudadera gris.
Bajé a ayudar a mi madre a poner la mesa y a acabar de hacer la comida, prepare la ensalada y me senté con el resto de mi familia a comer.
Después de comer fui a mi cuarto a hacer los deberes, empecé por los de matemáticas y
geografía, y así y deje los de lengua para el final, estuve media hora intentando hacer un
ejercicio, que no llego a salirme, bueno ya le pediría a Eric que me ayudara. Me tire en mi cama
con la cabeza en la almohada, vencida por el aburrimiento. Al rato, el sueño me invadió.
Según indicaba el reloj de la mesita de noche, con su resplandor rosado, había dormido una hora y los del grupo de música empezaban a las cinco, me quedaban veinte minutos. Cogí mi teléfono y la cartera, baje las escaleras de dos en dos y salí de casa. En la puerta me esperaba un niño, para ser exactos ese niño antes de ayer, me había perseguido todo el día, y no tenia ganas de huir otra vez. Pero el niño se giró y me vio, y empecé a correr en dirección al instituto.
Después de huir durante diez  minutos de aquel niño llegue al instituto, había memorizada el
mapa que había dibujado Eric en mi libreta y ya casi había llegado al aula de música. Cuando
entre en la clase, en lo primero que me fije fue en el piano, hacia mucho tiempo que no tocaba,
unos dos años.
Me senté en el banco y empecé a tocar la melodia de You’re Gone, de Avril Lavigne y luego la
acompañe con la canción:

Always needed time on my own
I never thought I'd need you there when I cry
And the days feel like years when I'm alone
And the bed where you lie
is made up on your side
When you walk away
I count the steps that you take
Do you see how much I need you right now?
When you're gone
The pieces of my heart are missing you
When you're gone
The face I came to know is missing too
When you're gone
The words I need to hear to always get me through the day
And make it OK
I miss you
 -Te lo dije. Tienes una voz increible. -di un respingo al oir la voz de Eric.
 -Siento lo de ayer, pero no voy a ser vuestra cantante. ¿Quedo claro?-dije dandome la vuelta y
viendo a dos personas más-. ¿Y vosotros sois?
 -Este es Gabriel Collins, también conocido como Gabe-dijo Eric señalando al chico de su izquierda, tenía unos rasgos adultos para su edad. Gabe era alto y delgado, aproximadamente meto setenta y cinco.  Su pelo marrón estaba desordenado. Su piel clara casi pálidos. Sus ojos azul cielo eran bastante claros. Labios carnosos y pálidos, casi imperceptibles. Dientes perfectos, blancos y pequeños. Llevaba unos pantalones holgados y unos deportivos anchos, una camiseta negra y una sudadera. Muy sport.-,y esta es Ángela Adolph, pero todos la llamamos Coco-señalando a la chica de su izquierda. De aspecto aniñado. Coco era baja y delgada. Su cabello teñido de rosa era corto y liso, recogido en dos coletas con dos lazos azules. Sus ojos marrón avellana resaltan en su piel clara. Labios carnosos y delicados, de un tono rosado. Dientes normales, prácticamente perfectos, sin necesidad de un futuro aparato. Llevaba un vestido azul celeste con dibujos de pasteles- Gabe es nuestro batería, Coco nuestra teclista y yo toco la guitarra. Y chicos esta es Roxanne Williams y es nuestra nueva cantante.
 -¿¡Quéeeeeeeeeee!?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada